INICIO  -  HISTORIAS  -  CONFIDENCIALES  -  POLÍTICA  -   CARTAGENA  -  BOLÍVAR  -  CULTURA  -  DEPORTES  -  OPINIÓN
Abril 21 de 2016

Copyright 2010. All Rights Reserved. www.revistaelmetro.com

Luego de una larguísima espera, durante la cual se puso a prueba el nivel de liderazgo tanto de los últimos alcaldes de Cartagena como de la comunidad de Crespo y los barrios circunvecinos, por fin fue inaugurado el llamado Anillo Vial Malecón de Crespo que integran el Semideprimido de Crespo, el Puente de Marbella y un parque lineal para el uso y disfrute de toda la ciudadanía.

Cerca del mediodía, acompañado del vicepresidente de la República, Germán Vargas Lleras, de la ministra de Transporte, Natalia Abello Vives, del alcalde de Cartagena, Manolo Duque Vásquez, y del gobernador de Bolívar, Dumek Turbay Paz, el presidente Juan Manuel Santos realizó el tradicional corte la cinta que simboliza la puesta en marcha de la polémica obra, la cual estuvo a cargo de la Concesión Vía al Mar y tuvo un costo que podría superar los $180 mil millones.

Con la entrega de la obra, las autoridades aspiran a mejorar sustancialmente la movilidad en las vías internas del barrio de Crespo, principalmente en la Calle 70, por donde durante varias décadas transitaron los centenares de vehículos que entraban y salían de Cartagena por la Vía al Mar, en el Norte de la capital de Bolívar.

"Esta inversión que hicimos aquí va a tener importantes retribuciones en movilidad, calidad de vida, turismo y esparcimiento", aseguró justamente el mandatario nacional ante decenas de funcionarios de los diferentes niveles, varios concejales y diputados, algunos líderes gremiales y políticos y decenas de periodistas.

En similar sentido se pronunció el alcalde de Cartagena luego de la inauguración de la esperada obra. "Con este túnel estamos mejorando la movilidad de Cartagena y estamos recuperando Crespo", manifestó Duque Vásquez; "necesitábamos una entrada digna para la ciudad; el casting de Cartagena mejora totalmente con esta obra", dijo.

En declaraciones a la prensa, los responsables de la construcción de la ambiciosa obra aseguraron también que con la apertura del túnel se resolverán los problemas de movilidad del Norte de la ciudad. Según explicó la gerente del Consorcio Vía al Mar, Ana Lucía Dugand, el semideprimido y el puente vehicular permitirá que quienes no tengan necesidad de entrar a Crespo salgan y entren de Cartagena utilizando el nuevo anillo vial, con lo cual se deberá mejorar en un gran porcentaje el tránsito vehicular entre el sector turístico y la Zona Norte.

Además de las obras viales propiamente dichas, del Anillo Vial Malecón de Crespo hacen parte -asimismo - varios parques infantiles, una ciclorruta, unas pistas de patinaje y otras disciplinas deportivas, al igual que varios espolones para la protección costera.

¿La luz al final del túnel?

Como se recordará, desde cuando se supo que, ante los ojos de todo el mundo, se estaban levantando unos terraplenes sobre un sector de la playa de Marbella, dificultando el acceso al mar e impidiendo en un largo trecho la vista la vista al horizonte, que era uno de los atractivos del sector, los dignatarios de la Sociedad de Ingenieros y Arquitectos de Bolívar -SIAB y un sector de la dirigencia comunitaria de Crespo y los barrios circunvecinos pusieron el grito en el cielo. En principio, no podían entender que, tras haberse diseñado un deprimido para no dificultar el acceso al mar ni impedir la hermosa vista de la que gozaron durante décadas, se construyera una extraña loma que hacía exactamente todo lo que se quiso evitar (<<< leer 'Comunidad, estupefacta por la eliminación de la vista y el acceso a un gran sector de la playa de Crespo').

A pesar del desacuerdo de la SIAB, que -como se sabe - es un órgano consultivo del gobierno, y de amplios sectores de la comunidad, la construcción de los terraplenes avanzó, lo que llevó a la realización de varias marchas de protesta (<<< leer 'Comunidad de Crespo y barrios circunvecinos rechazan terraplenes en Marbella'). A las reiteradas protestas de la comunidad se sumaron numerosos líderes de opinión de la región, quienes, a través de distintos medios, advirtieron que la obra era innecesaria e inconveniente.

Pero, aún más que al levantamiento de la Loma de Marbella, la SIAB cuestionó la construcción del Semideprimido de Crespo, sobre el cual dijo, una vez se constató el colapso de la primera etapa construida, que "falló el sistema constructivo, falló la Ingeniería aplicada, falló la Interventoría y hoy tenemos que esperar un año más para que terminen de construir otro túnel adosado al que se tuvo escondido y que ahora se trata de enmascarar echándole la culpa a un fenómeno que muy poco o nada tiene que ver con los errores garrafales de la construcción".

Para los expertos de la SIAB, "lo dijimos hasta la saciedad y no se nos tuvo en cuenta: la solución del túnel era la más costosa, la más complicada y la de mayores costos de mantenimiento" (<<< leer 'SIAB hace nuevos reparos a túnel y terraplenes de Crespo').

Ante los hechos que probaban que, en efecto, la forma como se estaban construyendo La Loma de Marbella y el Semideprimido de Crespo ameritaban una serie de reconsideraciones, el Concejo de Cartagena realizó varias audiencias públicas, con la presencia de expertos, funcionarios y los voceros de los responsables de las obras.

Durante una de las audiencias realizadas, la corporación determinó que "es claro, por un lado, que los terraplenes -tal como vienen levantándose - jamás estuvieron en los diseños iniciales, los cuales, como reconoció el propio gerente de proyectos de la Agencia Nacional de Infraestructura, Daniel Tenjo, no tuvieron la suficiente socialización, y, lo que es peor, su inclusión en el proyecto sólo se hizo después de expedida la licencia, lo cual es violatorio de la Ley (<<< leer 'El Concejo también se llenó de razones para oponerse a que sigan construyéndose unos terraplenes sobre las playas de Marbella'). 







     Este espacio está reservado
     para su publicidad.
     Llámenos al 3186062855 o
     escríbanos a
     juancardila@gmail.com



     CARTAGENA
Fue inaugurado por el presidente Juan Manuel Santos
Por fin podrá transitarse
por el Semideprimido de Crespo

Tras múltiples problemas estructurales, varios de los cuales obligaron a construir un
túnel dentro de otro túnel, por fin se dio apertura al llamado Anillo Vial Malecón de
Crespo, que incluye el semideprimido, un cuestionado puente sobre un sector de la
la Avenida Santander y unos parques lineales a lo largo del litoral. La obra, en la cual
se invirtieron más de $180 mil millones, fue construida por el consorcio Vía al Mar.


Fotos Presidencia de la República